En este mes del terror, horror, leyendas y misterios del mundo iremos trayendo a este sitio historias muy interesantes para ser contadas antes de dormir …o quizás para tener los ojos bien abiertos. Esta ocasión les traemos la historia y leyenda de:

La isla de las muñecas

Un señor conocido como Julián Santana Barrera, quien se desempeñaba como guardián de una isla en Xochimilco, un día trabajando descubre el cuerpo de una niña a la orilla del lago. Cegado por el impactactante incidente trató de salvarla pero fue en vano pues la niña ya se encontraba sin vida; las causas, desconocidas y extrañas.

Este suceso impactó tanto a Julián que el decía que el espíritu de la niña lo atormentaba hasta que un día encontró una pequeña muñeca flotando a las orillas de su Isla, al verla supuso que tal vez esa muñeca pertenecía a la niña quien había intentado salvar, por lo que decidió colgarla de un árbol para rendir honor a la pequeña fallecida. De acuerdo con la gente de la localidad, Julián aseguraba que tras el trágico suceso el espíritu de la niña había poseído a la muñeca y para protegerse, comenzó a colgar más y más muñecas, pero al paso del tiempo este noble señor aseguraba que todas las muñecas estaban poseídas por espíritus de niños.


Julián se volvió un ermitaño, comenzó a habitar en la isla con muñecas; dice la leyenda que hay gente que muy seguros pensaban que tal vez era el quien estaba poseído, pues esta experiencia le afectó su forma de ser tras lo sucedido. En el año 2001, fue encontrado sin vida justo en el mismo lugar en el que él había encontrado a la niña. Algunos dicen que se sentía culpable por no haber podido salvarla, que por eso había perdido la razón, pero realmente nadie sabe qué fue lo que le pasó.

Tras la muerte de Julián la isla se convirtió en uno de los atractivos principales de la zona, pues la gente acude a ver a las miles de muñecas que cuelgan de las ramas de la chinampa, hecha de carrizo, ramas de ahuejote, chinami y zacatónen. Inclusive hay quienes dicen que las muñecas se mueven o que susurran por las noches, atrayendo visitantes a su isla.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s